¡No te pierdas nuestro contenido!

Diputados MexicanosEs un hecho: Los partidos políticos de México son una mafia, va más allá de izquierda, de derecha, del centro, de arriba o de abajo, son simplemente un grupo de personas buscando el beneficio para ellos mismos y para nadie más, normalmente los mayores enemigos destrozando al país una y otra vez con sus ridículos conflictos pero cuando tienen intereses comunes se ponen de acuerdo en un par de horas.

La nueva reforma constitucional electoral impulsada por el PRI, PAN y PRD consiste en modificar el artículo 41 de la constitución mexicana para darle un durísimo golpe a la libertad de expresión en el cual con la excusa de "evitar campañas políticas porque son negativas" se prohibirá criticar adversarios, queda claro que la injuria injustificada (¿ya se olvidaron del "...es un peligro para México"?) hay que evitarla pero ir al extremo total y no permitir que se hagan críticas con bases demostrables de los adversarios es, de hecho, una acción anti-democrática.

Además consideran que las autoridades electorales "solamente podrán intervenir en los asuntos internos de los partidos políticos en los términos que señalen la Constitución y la ley" basicamente quitándole casi todo el poder al IFE y de nuevo dándoselo a los partidos y al gobierno. México pasó un camino muy tortuoso en las épocas que no habían un organismo independiente que regulara y se encargara de las elecciones, se que no es un sistema perfecto y que requiere de mejorías --como todo-- pero esto es dar 100 pasos hacia atrás.

Yo realmente espero reacciones de la sociedad civil, que bloqueen Reforma, que se reúnan en el Zócalo, en la plaza de toros, que rayen las paredes, que se expresen duramente en sus blogs y en foros, pero no a favor de un candidato, ni de un partido, ni de una idea, que lo hagan porque simplemente no pueden permitir que esto suceda.

Los cambios ya están aprobados, ahora llegó al senado, veremos qué sucede.