google.gif

La neutralidad en la red, un tema del cual hemos escrito varias veces en ALT1040 consiste en que todas las personas conectadas deberían tener la misma preferencia de acceso a todos los webs o servicios, donde no hay restricción alguna al acceso de contenido, donde las plataformas no son diferenciadas y donde los proveedores de acceso no dan preferencia a compañías.

El internet fue diseñado de esta forma, pero el tema de la pérdida de la neutralidad entró a discusión pública con el intento de algunos proveedores de internet de dar preferencia basada en intereses comerciales, pero Google ha sido uno de los más grandes defensores, inclusive presionando fuertemente al gobierno estadounidense y logrando que el presidente electo, Barack Obama, incluya la defensa de un internet neutral en su programa electoral.

Pero ahora aparece un artículo escrito por Vishesh Kumar y Christopher Rhoads en el Wall Street Journal (un diario muy prestigioso) diciendo que Google estaría intentando llegar a acuerdos con varias de las telecos grandes para crear un canal rápido para algunos de sus servicios. Las conversaciones son, supuestamente, secretas ya que la legislación actual en Estados Unidos no permite este tipo de acuerdos.

Inmediatamente Google ha publicado un comunicado en forma de post explicando que las conversaciones que se llevan a cabo son para instalar servidores de cacheo y no para comprar ancho de banda o acceso preferencial de sus servicios al internet. Google quiere lograr que la experiencia para el usuario sea mejor.

Este es exactamente el mismo caso que se dio en Argentina hace unas semanas, Mariano Amartino destapaba que posiblemente Fibertel y Google estaban por violar el principio de neutralidad en la red en Argentina, cuando en realidad se trataba de un malentendido por un comunicado de prensa mal redactado y se trataba de un acuerdo de peering.