¡No te pierdas nuestro contenido!

Bombazo del día en el mundo de la telefonía móvil: Nokia acaba de anunciar que Stephen Elop, el actual jefazo de la división de Empresas de Microsoft, sustituirá a Olli-Pekka como Director ejecutivo de la conocida compañía finlandesa a partir de este próximo día 21 de septiembre.

Desde hacía tiempo se venía hablando de la posibilidad de que Nokia cambiara de CEO aunque no se esperaba tan pronto (la rumología apuntaba que el movimiento llegaría tras el Nokia World 2010, evento que por cierto ahora no sabemos quién inaugurará), lo que demuestra que las cosas en la empresa no están nada boyantes.

En el comunicado de prensa mediante el cual se ha anunciado la decisión Jorma Ollilia, Presidente de la Junta Directiva, agradece a Pekka el trabajo que ha desarrollado en estos últimos treinta años (sí sí, treinta añazos lleva Olli-Pekka al frente de la empresa). Vamos, que como era de esperar no se han mojado ni un pelo, aunque Ollilia si que comenta algunas cosas interesantes, por ejemplo esto:

Este es el momento correcto para acelerar la renovación de la compañía, de traer nuevo liderazgo con habilidades y fortalezas diferentes que puedan llevar nuestra empresa al éxito. La Mesa Directiva de Nokia cree que Stephen es la persona correcta con las habilidades y experiencia correcta para sacar todo el potencial de Nokia. Su experiencia con software y cambios de administración son de mucho valor a medida que empujamos más y más fuerte para una transformación de la compañía. Creemos que Stephen también será capaz de impulsar la innovación y al mismo tiempo la ejecución de una estrategia con el objetivo de darle más valor a nuestros accionistas.

Olli-Pekka recibirá por su salida 4,6 millones de euros (más una compensación económica cuyo monto será el precio que cuesten en el mercado las 100.000 acciones que se le garantizaron en 2007) y no será completa del todo aunque casi. Seguirá presidiendo el Consejo de Nokia Siemens pero sin ninguna capacidad ejecutiva.

Obviamente la decisión no ha sorprendido a nadie ya que desde hace tiempo las cosas no le van muy bien a la empresa que nos ocupa. Era pues el momento de meter sangre nueva para como dice Ollila en el comunicado “acelerar la renovación de la compañía". ¿Cambio acertado o no? Esta es la pregunta que se está haciendo ahora mismo todo el mundo la cual es demasiado pronto para contestar. Personalmente le doy voto de confianza a Elop debido a que tiene mucha experiencia en esto de dirigir grandes empresas. En no mucho sabremos si me equivocaba o por el contrario la gestión de Stephen Elop resulta ser fructífera y mi voto de confianza acertado.

Vía: Gizmóvil