Ayer recibí lo que para mí fue una de las mejores noticias del mundillo tecnológico en mucho tiempo y que de hecho ya os comentamos por aquí, y es que Amazon UK empieza a hacer envíos gratuitos a España, voy a seros sincero, casi me alegró más el día que [la presentación oficial de Windows Phone 7, y eso que esta última llevaba mucho tiempo esperándola, os lo puedo asegurar ¿Y por qué? ¿Cuál es el motivo para alegrarse tanto porque una tienda por internet de repente le da por hacer envíos gratuitos? Pues porque comprar por internet, hoy por hoy es infinitamente más rentable, más económico y en ocasiones más eficaz que acercarse a una tienda física a la manera tradicional.

Sin embargo, la noticia choca con el escepticismo de muchos que siguen viendo Internet como una especie de nido de ladrones donde los timos, las estafas y los desengaños se abalanzan sobre ti cada vez que intentas comprar algo. La afirmación anterior no es del todo errónea, en internet, como en cualquier otro lugar físico o virtual de este mundo hay que tener mucho cuidado y prestar mucha atención a lo que hacemos con nuestro dinero porque los amantes de lo ajeno son muchos y podemos llevarnos un buen disgusto si no andamos con ojo. Dicho esto, yo llevo ya bastante tiempo administrando muchas de mis compras a través de internet y las ventajas que le veo son muchísimas más que las desventajas, y el dinero que me he ahorrado demasiado grande como para dejar pasar la oportunidad de hacer una breve guía para convencer al escéptico de que en el fondo comprar a través de la pantalla de un ordenador es esencialmente lo mismo que entregarle el dinero en metálico a al dependiente de una tienda. Ahí van algunos puntos que considero importantes:

  • ¿De verdad que comprar de manera tradicional es mucho más seguro y más cómodo?: Porque no lo tengo yo tan claro. Pongamos el ejemplo para un mismo ítem, por ejemplo, un ratón de ordenador. En un caso tienes que vestirte apropiadamente para salir a la calle, abrigarte si hace frío, coger las llaves, salir, caminar por la calle donde puede atropellarte cualquier coche, cualquier ratero puede asaltarte en busca de tu cartera en cualquier esquina, llegar a la tienda, elegir el producto de las estanterías, ir a la caja, hacer cola, pagar y hacer el mismo recorrido de vuelta a casa con los mismos problemas anteriormente expuestos. En el segundo, encender el ordenador, un par de clics, tomar ciertas medidas de precaución que detallaré ahora después y ya está. Vale, el ejemplo es muy exagerado y muy cínico, es cierto, pero si se analiza frívolamente no está tan lejos de la realidad.

  • No hay un argumento concluyente para demostrar que comprar por internet es seguro: Esto me parece importante y es una lección que me ha enseñado la experiencia y los múltiples intentos de convencer a otros de que comprar por internet no es tan malo. No importa los motivos que expongas, las razones que cites, los casos prácticos las ventajas, las veces que tú lo has hecho y no ha pasado nada... no hay ningún argumento concluyente que lo demuestre, en absoluto ¿Acaso lo hay para el método de compra tradicional? Pues eso mismo.

  • Internet no es una pradera con un arcoiris al fondo donde todo el mundo es bueno, pero tampoco lo contrario: A veces a muchos les cuesta entender que las reglas que rigen el mundo real se aplican del mismo modo y en la misma medida a la red. En cualquier lado hay gente mala, gente buena y gente que intentará apropiarse de tu dinero, simplemente si vas con precaución no debería haber mayor problema ¿Por qué nos cuesta tanto hacer la analogía? En cuanto a las medidas de precaución paso a detallarlas en el punto siguiente.

  • Que comprar por internet sea seguro no equivale a ser ingenuo: Es decir si entras en una página donde el primer anuncio que te encuentras es 'Acaba usted de ganar un Audi A4 por ser nuestro visitante número 99999' no dice mucho sobre el dueño de la misma, o igual si todo tiene un aspecto muy cutre. Nunca compraríamos en una tienda sucia, desordenada y sin unas garantías mínimas. Aquí lo mismo, vigila siempre que en el momento de la compra la conexión esté cifrada, fíjate en la dirección de la página, tiene que empezar por 'https://...' en lugar del clásico 'http://...', es decir, con una 's' de más, muchos navegadores muestran además un candadito.

  • Merece la pena: Para mí es el punto concluyente y por eso lo he puesto el último, si comprar por internet fuese muy seguro, muy cómodo, muy fácil, muy rápido y muy satisfactorio (que de hecho lo es) pero no aportase otras ventajas a nivel de precio, de acceso, de disponibilidad de stock no valdría la pena. Pero la realidad es que es mucho más barato, más cómodo y para nada inseguro ¿Alguna desventaja? Según la tienda, el tiempo que pasa entre que pagas y tienes el producto en tus manos puede ser menor, pero cada vez muchas tiendas son extremadamente rápidas (un máximo de 24 horas) y encima añaden gastos de envío gratuitos.

Estos son los cinco motivos principales que yo utilizo muchas veces para convencer a alguien que le sale más rentable comprar tal o cual cosa a través de internet, que levante la mano quien haya tenido experiencias similares y nos los cuente ¡Espero vuestros comentarios!

Foto: Que la pases lindo