En 1972 un visionario Alan Kay escribió en "Una computadora personal para niños de todas las edades" (inglés) estas palabras:

Esta artículo especula sobre la urgencia de un manipulador de información --y sus efectos-- que sea portable y personal, usado tanto por niños como por adultos. Aunque puede leerse como un cuento de ciencia ficción, las tendencias actuales en miniaturización y reducción de precios estan cerca de garantizar que muchas de las nociones discutidas aquí sucederán realmente en un futuro cercano.

Tal "manipulador de información" a la que Kay se refería es la que él llamó Dynabook (Personal Dynamic Media), un dispositivo muy parecido al que nosotros hemos nombrado "tablet". Y es que Kay, siempre ocupado en llevar la tecnología de forma cualitativa, no necesariamente cuantitativa, a los niños, decía que

Es claro que un libro es mucho más que una herramienta. Tanto como que un ser humano es más que un creador de herramientas... Es un inventor de universos [...] Es evidente que las computadoras son más que una herramienta también.

Una Dynabook que se precie de serlo debe

  1. Manejar manejar virtualmente toda las necesidades relacionadas con información para su dueño.

  2. Permitir la programación y resolución de problemas.

  3. Servir como una memoria interactiva el almacenamiento y manipulación de información.

  4. Servir como editor de textos.

  5. Servir como medio de expresión para dibujar, pintar, animar dibujos, componer y generar música.

La Dynabook debe expandir los sentidos del usuario, como la vista y el oído para mirar y escuchar una inmensa cantidad de información en libros, poemas, cartas, recetas, simulaciones... Debe ser pequeño, portable, con pantalla de alta calidad, funcionar a la vez como un medio de comunicación general. Y mejor aún, la Dynabook debe ser una metamedio, es decir una medio que puede "moldearse" para la transmisión y recepción de información ya inventada o sin inventar también.

Alan Kay diseñó el lenguaje de programación Smalltalk para ser el medio de expresión humano-dispositivo. Java y muchos lenguajes más han sido inspirados en ese trabajo seminal.

A casi cuatro décadas de aquellas ideas geniales, tratadas como si fuesen pura ficción, sabemos que la Dynabooks ya están entre nosotros. O por lo menos algo muy parecido a ellas, porque a decir verdad, nadie más que Kay tiene la potestad para confirmar si sus ideas ya fueron traídas a la realidad. Tal vez la próxima versión de la XO --para la cual Kay mismo ha trabajado-- de la organización One Laptop per Child sea el más cercano de los casos.

Por otra parte, ¿quién no soñaría con un dispositivo para acceder --y ¡expandir!-- todo el conocimiento del mundo?

Con este artículo iniciamos una nueva sección en ALT1040, cuyo objetivo es presentarles anécdotas, mini biografías, dispositivos, y cuanta cosa se nos ocurra o nos recomienden ustedes de relevancia histórica. Con suerte será de su agrado.