¡No te pierdas nuestro contenido!

Soy poseedor de un iPad WiFi 16GB, o en otras palabras, el más sencillo de todos. A menudo me preguntan si no me siento limitado en ocasiones por el tema del espacio, sólo 16GB puede resultar un poco escaso para un dispositivo destinado a almacenar nuestra biblioteca de música, un buen puñado de aplicaciones y sobre todo montones de películas. Recordemos que Apple ofrece versiones de hasta 64GB (así como algunos fabricantes de tablets), pero lo cierto y verdad es que siempre me llama muchísimo la atención la pregunta porque nunca, pero que nunca, me he visto limitado en el sentido de tener poco espacio en disco (y mira que le doy uso). El motivo es que probablemente lo que más ocupa en la memoria, aparte de ciertas apps, son las películas y justamente de lo que quiero hablaros en este post es de que eso de llevar películas 'almacenadas' en el tablet o incluso en tu smartphone es un atraso, por lo menos para la mayoría de las situaciones.

El motivo son las aplicaciones que detallo a continuación ¿Qué sentido tiene coger una película, convertirla en muchos casos para copiarla posteriormente en la tablet si podemos hacer streaming cómodamente desde nuestro PC? En la mayoría de las ocasiones en las que veo películas/series desde mi iPad es en el sofá o en la cama porque es más cómodo evidentemente que arrastrar el portátil entero. Con estos programas simplemente ejecutando un pequeño servidor en nuestro PC/Mac podremos acceder a todo el contenido audiovisual almacenado en el disco duro con un par de toques.

Air Video (iOS): En mi opinión es la joya de la corona, una maravilla de aplicación que nos permite, después de bajar un pequeño servidor, hacer streaming de prácticamente cualquier formato a nuestro iPad así como a nuestro iPhone o nuestro iPod Touch. En iOS he probado algunas alternativas, pero Air Video es de lejos la que mejor funciona, la que mejor recupera el vídeo desde el punto en el que lo dejamos lo habíamos pausado y la que mejor soporte para subtítulos ofrece, algo que falla en muchos clientes de este tipo. Simplemente escogemos desde el servidor en el PC o en el Mac las carpetas que deseamos que escanee y listo, descargamos la app en nuestro dispositivo y a disfrutar. Lo mejor estar conectados a la misma WiFi pero también permite acceso vía Internet, inclusive por 3G. Cuesta $3 dólares la versión de pago, pero también hay una gratuita cuya única limitación consiste en el número de items que nos muestra por carpeta escaneada.

Plex (iOS y Android): Esta opción es tanto para Android como para iOS pero está limitada sin embargo para los usuarios de Windows, ya que Plex es un Media Center (en mi humilde opinión, el mejor de todos) que sólo funciona para Mac. Si tenemos Plex instalado accede automáticamente a toda nuestra librería y nos la muestra de manera muy visual, mucho más bonita que en Air Video por ejemplo, para que accedamos a ella con un par de toques, es un tanto más pesada que Air Video, por eso a mí me gusta menos, pero también tiene un soporte excelente para subtítulos y se complementa de manera excelente con Plex, para la que también puede hacer de control remoto. Cuesta $5 dólares.

Emit (Android): Para mí es la mejor opción en Android, hace streaming de vídeo y al igual que Air Video tiene un funcionamiento muy ágil, el server está disponible para Windows, para Mac y también para Linux, algo que agradecerán los usuarios de este sistema, para los que no hay clientes en el resto de aplicaciones. Están preparando una versión también para iOS y otra para Windows Phone 7. Cuesta 3 dólares en el Android Market la versión de pago, la gratuita no tiene ninguna limitación salvo que muestra anuncios.

Zumocast: se trataba de una aplicación fabulosa hasta que la compró Motorola y desde ahí se echó a perder. Podría ocupar un lugar mucho más destacado en esta lista pero que por desgracia se queda relegado al final ya que después de dar soporte a iOS durante un tiempo, iPhone y iPad inclusive, está todo el rato entrando y saliendo de la App Store (ahora mismo no está disponible) y la última versión del cliente de escritorio no es compatible con los dispositivos de Apple ni con los tablets de Android. Su gran ventaja es que hacía streaming tanto de vídeos, la opción más popular como de fotos, música... muy completa pero por desgracia y por el momento sólo es una buena opción si eres poseedor de un Motorola Droid.

Estas son mis opciones, cuando me voy de viaje y en ocasiones puntuales simplemente copio las películas que quiero ver y las veo con opciones como VLC para iOS, pero obviamente no tengo que copiar mi biblioteca entera o un gran número de películas pues es algo ocasional. Para la mayoría de las ocasiones con estos programas voy servido ahorrándome un buen dinero en la compra de mi tablet o de mi smartphone y dejando espacio libre en disco para otros usos ¿Conocéis alguna más? ¡Dejadla en los comentarios!