La artista Yvette Mattern proyectó su Global Rainbow por primera vez en Nueva York durante el 2009 y dos años más tarde pudo verse en Nantes. Esta instalación de luz consta de siete rayos láser de alta potencia que, situados paralelamente, arrojan un haz de luz que imita al arco iris; la proyección tiene un alcance aproximado de ocho kilómetros.

Global Rainbow, que así se llama la instalación, se encuentra de gira por el Reino Unido para unirse a los actos de celebración de la Olimpiada Cultural de 2012. La artista explica que el arco iris se proyecta en zonas urbanas con una alta densidad de población con la idea de hacerse eco de la diversidad social y geográfica; y abrir paso a la esperanza. Lo cierto es que poder ver los siete colores en el cielo, por lo general contaminado e hiperlumínico, de las grandes ciudades debe resultar un espectáculo visual que pone la piel de gallina y proporciona cierta alegría. ¿Cuándo fue la última vez que visteis un arco iris? Yo no podría decirlo con exactitud pero estoy casi segura de que fue hace más de dos años.

Se planea llevar la instalación a varias ciudades más, lugares como Oslo, Pekín, Berlín o Jerusalén. Espero que en algún momento de su viaje pase por España, es un espectáculo digno de ser visto.

Galería­ de imágenes