En un comunicado masivo por correo a sus más de 100 millones de usuarios desde el día de ayer, Microsoft hace oficial el día y fecha del fin de Messenger. Será el 15 de marzo de este 2013 cuando la herramienta se retire definitivamente, a partir de ahí, todos los usuarios deberán migrar a Skype.

Messenger

La noticia significa que en 66 días se cerrará una de las aplicaciones de mensajería en la red más utilizadas en la historia, la cual se mantendrá en activo tan sólo en China, el único sitio donde Skype es operado por un proveedor local.

Como decíamos, el anuncio ha llegado a través de un comunicado vía mail bajo el título de Información importante acerca de su cuenta de Messenger. Un correo en cuyo contenido se puede leer:

El 15 de marzo del año 2013 retiramos la existencia de Messenger, existente a nivel mundial (a excepción de China continental, donde Messenger seguirá estando disponible), trayendo en su lugar las grandes características entre Messenger y Skype juntos. Actualicen a Skype e inicien sesión con una cuenta de Microsoft (con su misma ID de Messenger) y todos sus contactos de Messenger estarán a su alcance. Con ello tendrán mensajería instantánea y vídeo-chat con ellos como antes, y también descubrirán nuevas formas de mantenerse en contacto con Skype en sus móviles y tablets.

Un anuncio esperado, ya que en el mes de noviembre Microsoft anunció que la transición tendría lugar en el primer trimestre del 2013, aunque la fecha no se ha sabido hasta hace unas horas.

A partir de aquí, Microsoft propone con Skype fusionar las dos cuentas con los contactos de ambas herramientas. Los usuarios de Messenger deberán descargar e instalar Skype. Una vez descargado, lo único que deberán hacer es iniciar sesión con su cuenta de Microsoft, de esta manera los contactos de Messenger estarán disponibles.

Sea como fuere, en 66 días se pone fin a Messenger de manera definitiva. Poco más de dos meses para que Skype fusione definitivamente ambas aplicaciones. Microsoft ha abierto un breve FAQ para aquellos usuarios que tengan alguna duda sobre la transición.