¡No te pierdas nuestro contenido!
18 de febrero de 2013, 09:00

Si eres un estudiante universitario escuchando música en streaming desde tu teléfono inteligente pre-adaptado a tus gustos; un director de marketing preocupado por saber cuál es el producto de moda; o bien eres un viajero preocupado por el precio de un billete de avión, SoMoClo está influyendo en tu comportamiento y en tu toma de decisiones.

Desde el advenimiento de las redes sociales, la posibilidad de compartir ficheros online y las tiendas de aplicaciones, desde el acceso al email de trabajo en los aparatos personales (tendencia denominada Bring Your Own Device, o BYOD) y desde que descubrimos que, gracias a las aplicaciones sociales con GPS, podemos ver recomendaciones de restaurantes en una nueva ciudad a través del teléfono móvil, estamos viviendo en el mundo SoMoClo. Es hora de que las empresas reconozcan esta realidad y que determinen una estrategia, antes de que sus propios empleados decidan por ellas.

De hecho, los empleados ya están introduciendo en las oficinas, trayendo sus propios teléfonos inteligentes antes de que la compañía les proporcione uno, accediendo a Facebook y a Twitter en horas laborales para estar al día de lo que pasa en su sector y para ver qué hacen los competidores, utilizando almacenamiento online para guardar y acceder a los documentos corporativos desde casa sin tener que utilizar la red privada virtual (VPN). Todo esto son cosas que no se pueden evitar hoy en día.

Pero ahora, con la explosión de Big Data a la vista (más de 2,4 quintillones de nuevos bytes cada día), las organizaciones necesitan repensar sus comportamientos dirigidos a consumidores offline para diseñar una estrategia que incluya a los consumidores online. Como muchas otras tendencias tecnológicas, SoMoClo necesita ser integrada en la empresa. Esto representa el próximo capítulo de la transformación de Internet, y su correspondiente estandarización, haciendo más flexibles la entrega de servicios y expandiendo el alcance y la colaboración a nuevos niveles de productividad.

Esto significa que las empresas necesitan empezar a mirar a estas tres tendencias como si fueran una sola: cloud es el modo de entrega, social es el servicio compartido y móvil representa el acceso ubicuo. En esencia, conforman las tres patas de un trípode, pero deben ser vistas como una entidad ya que es lo que les da su fuerza, con cloud como elemento crítico que permite escalar y ser gestionado a lo largo de toda la empresa.

Incluso, SoMoClo está ayudando a las empresas a incrementar su productividad, capacidad de respuesta y eficiencia. SoMoClo es verdaderamente la convergencia de lo digital y la infraestructura física con una nivel de entrada muy bajo, que permite nivelar “el campo de juego” de tal forma que una empresa start-up pequeña y que esté empezando, puede tener el mismo alcance global que una multinacional.

Cuando una empresa decide adoptar la estrategia SoMoClo, es importante tener en cuenta:

  1. Las recomendaciones funcionan mejor que las restricciones. Aunque muchas compañías bloquean sitios como Facebook en la red corporativa para evitar su uso en horas de trabajo, suele ser más efectivo permitir el acceso pero ser claro en las guías de uso sobre las redes sociales, indicando que aunque también pueden ser útiles en la vida personal, también sirve como herramienta de marketing y comunicación del negocio.
  2. Una buena seguridad es clave para que la proliferación de la tendencia Bring Your Own Device (BYOD) sea efectiva. Las herramientas de seguridad inteligente como el análisis de datos son la clave para que la estrategia BYOD se lleve a cabo de manera óptima. Estas herramientas pueden reconocer y dar aviso de actividad no deseada, como puede ser la correspondancia con países con los que la empresa no hace negocios, un empleado de una división bajándose información de otra división, etc.
  3. Tener en mente el buen estado moral de los empleados para alcanzar una buena productividad. Más y más compañías, muchas de las cuáles han sido reconocidas como “mejor lugar para trabajar” entienden el valor de que su plantilla sea móvil, particularmente para encontrar un equilibro entre el trabajo y la vida personal. Para lo bueno y lo malo, las horas de trabajo y las horas de estar en casa ya no son algo blanco y negro. Debido a la globalización muchos empleados pueden tener que trabajar en horas fuera de su horario laboral lo que ha de ser compensado con movilidad y flexibilidad.
  4. Dibujar la línea antes de comprometer información del cliente. Mientras la libertad personal y la flexibilidad son importantes para los empleados, los empleadores deben entender que mantener la integridad de la información confidencial es su responsabilidad. Por ello, las empresas deben tener una estrategia de movilidad y social que asegure la confidencial de la información que así lo requiera.
  5. Aprovechar SoMoClo para maximizar tu potencial de marketing. SoMoClo brinda a las empresas un montón de nuevas oportunidades de marketing a través de los medios sociales y de las aplicaciones móviles alojadas en la nube. La clave está en saber aprovecharlas.

Teniendo estos consejos en cuenta y adoptando una estrategia corporativa para aprovechar las nuevas tendencias que vienen de la mano de los medios sociales, los terminales móviles y la informática en la nube, su empresa tendrá una mayor capacidad para dar salida a las innovaciones y a la colaboración, de una manera segura. Reconociendo la oportunidad de negocio y tomando las acciones necesarias de gestión, el negocio evolucionará para abrazar la convergencia de tres de las más importantes tendencias tecnológicas de la actualidad: un tres por uno dónde el conjunto de las partes es más grande que la suma de cada una de ellas.

Foto: Vulture Labs